No todo son problemas de atención

No todo son problemas de atención

Los problemas de atención están a la orden del día y cada vez acuden más padres y adultos a consulta creyendo que presentan esta dificultad.

En parte en debido a que en la era de la información todos “sabemos” de todo, aunque en realidad sólo lo conocen unos pocos.

Los problemas de atención suelen expresarse en el comportamiento con despistes, dificultades para la concentración, ejecución lenta y errores, pero esta forma de comportamiento no sólo puede ser debida a dificultades de atención, detrás de ello puede haber problemas de comprensión oral, ansiedad, dificultades de aprendizaje o alteraciones en el estado de ánimo.

El detectar la dificultad real hace que haya una mejora en el sujeto, para ello es muy importante llevar a cabo una adecuada evaluación individualizada. A través de la herramienta de neurofeedback se puede detectar la verdadera dificultad a través de una evaluación de las diferentes áreas cerebrales detectando el porqué de la posible dificultad atencional, una baja activación cerebral puede ser debida a una dificultad atencional en determinado área, a una dificultad en la comprensión del lenguaje o a preocupaciones excesivas que hacen que el sujeto no pueda centrarse para llevar a cabo una tarea.

Belén Pozo

Psicóloga

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *