Qué es la disfonía infantil

gLa disfonía infantil se define como una alteración de una o más de las características de la voz del niño.

Aparece por una alteración temporal, o por un sobreesfuerzo vocal prolongado en el tiempo.

Las disfonías infantiles son trastornos de la voz que afectan a niños y niñas en edades comprendidas entre los 6 y 10 años hasta la edad puberal. Afectan a casi la mitad de los niños en edad escolar. Generalmente estos trastornos no son severos y no suelen suponer la pérdida completa de la voz de manera prolongada o permanente.

¿Por qué aparecen las disfonías infantiles?

Igual que en los adultos, las disfonías infantiles se dividen en dos grandes grupos, las causadas por una alteración orgánica o una alteración funcional. La mayoría de las alteraciones de la voz se encuentran dentro del segundo grupo; aparecen principalmente por un mal uso de la voz, un patrón fono respiratorio incorrecto,  un volumen y tono inadecuado y una excesiva tensión en los músculos laríngeos.

Dentro de la población infantil podemos establecer un grupo predispuesto a sufrir disfonías infantiles, estaría formado por:

  • Niños hiperactivos
  • Contexto familiar hiperactivo, padres ansiosos
  • Comunicación habitual a través de gritos
  • Padres con disfonía o alteraciones de la voz frecuentes
  • Cuadros de alteraciones otorrinolaringólogas

¿Cómo se si mi hijo sufre disfonía?

Cuando aparecen alteraciones en la voz de nuestros hijos, es frecuente encontrarnos una serie de síntomas que reflejan la problemática:

  • Voz ronca, áspera, aireada…
  • Fatiga vocal
  • Incoordinación fonorespirarticulatoria
  • Extensión tonal acortada
  • Voz agravada

Esta nueva situación prolongada en el tiempo, modificará el diagnóstico que pasará de ser una disfonía funcional (sin lesión cordal) a una disfonía mixta u orgánicofuncional, donde los nódulos vocales son el hallazgo laringológico más frecuente.

La reeducación de la voz es el tratamiento indicado en los casos de disfonías infantiles y puberales, encaminado a modificar y eliminar los usos vocales inadecuados o abusivos. Tanto en el diagnóstico de esbozos nodulares como de nódulos, la terapia vocal se aplicará para lograr la remisión de las lesiones y la modificación del mal uso de la voz.
La intervención la realizará un logopeda a través del juego y siguiendo las mismas pautas reeducativas que en una disfonía adulta: función de respiración, relajación y proyección de la voz

La participación de los padres en el proceso rehabilitador es imprescindible, ya que influirán en la motivación del niño, además de ser un modelo a imitar.
El tratamiento suele consistir en:

  • Proporcionar información al niño y a sus padres y darles unas pautas de higiene vocal.
  • Enseñar una correcta actitud postural.
  • Ejercicios de relajación para disminuir la tensión muscular excesiva.
  • Instaurar unas pautas respiratorias adecuadas.
  • Ejercitación de los resonadores y mejora de la articulación.
  • Trabajar la voz mejorando su tono, timbre, intensidad, etc.

Sara Rolle

Logopeda

Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *